El Velo de la reina Mab. (Relato) Leer aquí.

El Velo de la reina Mab. (Relato) Leer aquí.
...Entonces la reina Mab, del fondo de su carro hecho de una sola perla, tomó un velo azul, casi impalpable, como formado de suspiros, o de miradas de ángeles rubios y pensativos. Y aquel velo era el velo de los sueños, de los dulces sueños que hacen ver la vida de color de rosa.(El velo de la reina Mab-Rubén darío) Pincha en la imagen para leerlo completo.

Translate

Edward Burne-Jones y María Zambaco

.

Edward Burne -Jones nació en Birmingham, asistió a la escuela primaria King Edward VI y luego teología en el Exeter College de Oxford. Allí se hizo amigo de William Morris, como consecuencia de su mutuo interés por la poesía, y fue influenciado por John Ruskin.
En ese tiempo descubrió la obra "Le Morte dÁrthur" de Sir Thomas Mallory que iba a ser de gran influencia en su vida.

"El último sueño de Arturo en Avalón" 1881

Estudió con Rossetti, pero desarrolló su propio estilo influido por sus viajes a Italia con Ruskin y otros. Después de Oxford participa en el rejuvenecimiento del arte vitral en inglaterra;  son conocidas sus obras de vidrio  en las ventanas de la Iglesia de San Martín en Brampton, diseñada a su vez por Philip Webb entre otras.




Su obra pictórica revive antiguos mitos, paisajes mágicos, leyendas artúricas, mitología... Burne-Jones dijo una vez: " Quiero crear un hermoso sueño romántico de algo que nunca fue, nunca lo será- en una luz mejor que cualquier luz que alguna vez brilló- en una tierra que nadie puede definir ni recordar, sólo desear y de una forma divinamente hermosa"

"La boda de Psique"

"Perseo y las ninfas del mar"

"la bella Durmiente"



María Zambaco (1843-1914) fue la musa de uno de los pintores más representativos de la Hermandad Prerrafaelita, Edward Burne-Jones.


María se dedicó al arte como escultora y trabajó con Alphonse Legros y Auguste Rodin en París.
Hija de un rico comerciante anglo-helénico, ella era muy familiar dentro de los círculos prerrafaelitas por su pelo rojo oscuro y su piel pálida, su modelado más notable fue para Burne-Jones aunque también lo hizo para el americano Whistler y Dante Gabriel Rossetti.

Burne-Jones la conoció en 1866 cuando su madre le encargó pintarla en la obra Cupido y Psique.



Después de una tormentosa relación con el pintor, él la retrató como hechicera o tentadora en obras como El Seducir de Merlín y el controvertido Phyllis y Demofonte.





En definitiva una mujer independiente de gran carisma, que sirvió de inspiración a uno de los más fascinantes pintores de nuestro tiempo.







1 comentario:

  1. Me encantó "la bella durmiente".
    :)
    ¡Feliz año!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...